Aurora Boreal: Una breve guía.

Aurora Boreal: Una breve guía.

Mientras el hemisferio sur disfruta la primavera y se prepara para un soleado verano (¿alguien dijo playa?), en el norte se apura el último vez del otoño en preparación para el invierno, los meses del año en que la nieve se apodera del paisaje y el frío dice presente, mientras los abrigos y el chocolate a caliente se convierten en la opción número uno para combatir la temperatura.

Invierno significa deportes de nieve, esquí, trineos, snowboards, solo por nombrar algunos. Pero el frío también puede ser una oportunidad para descubrir otro lado de la naturaleza, y uno de los lados más espectaculares, únicos e inolvidables es la Aurora Boreal (o Austral, si estás en el sur del globo terráqueo).

Este espectáculo de luces es un fenómeno natural exclusivo para ciertas latitudes del planeta, o muy al norte o muy al sur (de ahí su nombre, boreal y austral), en lugares donde el frío no es cosa exclusiva de los meses invernales. Pero aunque las condiciones climáticas no sean las ideales, no hay vista comparable a la del cielo lleno de colores y formas danzantes producto de la Aurora Boreal.

Aurora borealis, northern lights

Las auroras, o luces del norte (o del sur), son el producto de la interacción de los vientos solares con la magnetosfera de la Tierra, es decir, es el efecto de partículas cargadas que han viajado casi 150 millones de kilómetros hasta chocar con nuestro planeta tras un par de días de viaje. El resultado son bandas ondulantes de colores, dependiendo de qué elemento interactua, que abarcan el firmamento.

Ahora, te estarás preguntando, ¿Dónde puedo ver estas luces del norte?

Estás de suerte, te podemos dar algunas ideas visitando nuestra página aquí.  Fundamentalmente, mientras más al norte, mejor. Eso hace que lugares como Islandia, el norte de Canadá o Alaska sean de las locaciones más populares para ver la aurora, con interesantes ofertas y actividades turísticas ideadas en torno a la observación del colorido fenómeno.

shutterstock_299012639

OK, ya tienes el lugar elegido, te preguntarás,  ¿cómo las fotografío?

De nuevo, estás de suerte, ya que tenemos una serie de consejos sencillos que te ayudarán a hacer buenas fotos para capturar ese momento inolvidable:

  • Mantente caliente. El primer tip es simple sentido común, trata de estar en la temperatura y posición más cómoda posible, recuerda que un fotógrafo feliz hace fotos felices.
  • Ten el equipo adecuado. No hace falta tener el equipo más caro y de tecnología de punta, pero sí algunos accesorios adecuados. Una cámara DSLR con modo manual es lo ideal, además de un trípode y de un control remoto.
  • ¿Por qué un trípode y un control remoto? Las fotos de la aurora, como las fotos de estrellas fugaces, suelen requerir de largas exposiciones, hablamos de 15 a 30 segundos idealmente, aunque una vez hagas la primera, podrás ajustar según tus preferencias.
  • ¿Necesito algún lente especial? A priori, no. Los lentes dependarán de qué tipo de foto quieres componer, usualmente los más angulares te permiten fotos más panorámicas. En cuanto a apertura, ya que las luces aparecen de noche, necesitarás un lente que te permita aperturas bajas, a partir de 5.6 está bien para comenzar a probar.
  • Recuerda usar sensibilidades más altas de lo usual (son fotos con poca luz), a partir de 800 ISO.

Estos tips seguramente te ayudaran a prepararte para capturar unas fotos con imágenes inolvidables. Y valen la pena, ya que el espectáculo que estás presenciando es inspirador como pocos, forma parte de la mitología de no pocas culturas que residen en el norte profundo y hasta el día de hoy, sigue fascinando en su esplendor y colorido a todos los que salen a cazarla durante una noche de invierno.

LO MEJOR, GRATIS

Únase a más de 100,000 personas que ya son parte de nuestro club exclusivo de viajeros. Reciba últimas noticias y ofertas especiales antes que los demás.

There are no comments.

Post Comment

Search